Cuando llega el verano y el calor, queremos estar fresquitos y cómodos en nuestras casas o en cualquier sitio público. Y para eso tenemos prácticamente todo el día el aire acondicionado puesto, con el consiguiente gasto energético que ello supone. Pues bien, hoy vamos a ver qué ventajas tiene un equipo de aire acondicionado inverter frente a un equipo convencional.

Ventajas de un aire acondicionado inverter

Como bien hemos dicho, la principal ventaja de un aire acondicionado inverter es el ahorro energético pero… 

¿Por qué un aire acondicionado inverter ahorra más en el consumo eléctrico?

Pues el motivo principal está en el componente que más electricidad consume de todo el equipo, y este es el motor o compresor.

En una máquina de aire acondicionado convencional el compresor está funcionando siempre al 100% de su capacidad, es decir:

Imaginemos que llegamos a casa y hace un calor horrible, por ejemplo 30º C, y ponemos nuestro aire acondicionado a 25º C, pues hasta que la temperatura no baje hasta los 25º el compresor estará funcionando a máximo rendimiento, es decir, al 100% de su capacidad. Una vez que el aparato ha conseguido bajar la temperatura hasta los 25º lo que ocurre es que el compresor se para, y en el momento que vuelva a subir la temperatura volverá a empezar a andar.

Puedes ampliar la información:

  • Cómo usar la bomba de calor eficientemente.

¿Por qué ahorra más una equipo inverter que uno convencional?

Pues la razón principal es porque el inverter es capaz de controlar, a través de una placa electrónica, la frecuencia de la corriente eléctrica, que normalmente llega a nuestras casas entre 50 y 60 hz, y que es capaz de controlar desde los 5 hz hasta los 120 hz (llegando a aumentar la capacidad del compresor hasta un 30% más) ¿Y qué quiere decir esto? Pues que al variar la frecuenciavaría la velocidad de giro del compresor, pudiendo funcionar desde el 10% hasta el 100% de su capacidad.

De esta manera el compresor se ahorra en un día de funcionamiento muchos arranques y paradas, llegando a ahorrar en un año entre el 30 y el 60% en energía eléctrica.

Poniendo el mismo ejemplo anterior, si llegamos a casa y tenemos una temperatura de 30º C y ponemos nuestro aire acondicionado inverter a 25º C, el compresor conforme se vaya acercando a los 25º irá disminuyendo la velocidad, llegando a bajar su rendimiento hasta un 10% de su capacidad, de esta manera conseguimos un gran ahorro energético además de ahorrarnos los múltiples arranques y paradas del compresor.

Puedes ampliar la información:

  • Trucos y consejos para comprar un aire acondicionado.

Menor ruido

El compresor de un aire acondicionado inverter alcanza menos decibelios que el de una maquina convencional, sobre todo cuando el compresor empieza a bajar su rendimiento. De esta manera, es menos probable que con el tiempo empiecen a parecer ruidos de chapas por culpa de las dilataciones de los materiales, ya que el compresor es más silencioso y provoca menos vibraciones.

Otra ventaja más es que al bajar su rendimiento conforme va alcanzando la temperatura que le pedimos el compresor alcanza menos revoluciones, de manera que el compresor de un equipo inverter es 100% seguro que aguantará más tiempo que un compresor normal.

Como habrás comprobado, una máquina de aire acondicionado inverter siempre es más rentable que un equipo convencional, principalmente por el ahorro energético. Así que si tienes pensado comprarte un equipo de aire acondicionado espero que sepas de que tipo comprarlo.

Uno de los inconvenientes del aire acondicionado inverter es que son más caros que los convencionales, pero todo lo que te estás gastando de más ahora lo recuperarás con creces en la factura eléctrica.

Puedes ampliar la información:

  • ¿Problemas de ruido en el aire acondicionado?

Mayor confort

Las unidades inverter consiguen una mayor estabilidad de la temperatura de consigna. Esto quiere decir que si selecionamos una temperatura de 22 ºC, por ejemplo, el equipo mantendrá mucho mejor la temperatura ambiente, esto es debido a que el compresor sufre menos paradas y arranques, regulando su velocidad y haciendo que la temperatura sea más estable.

En la siguiente imagen se puede ver perfectamente lo que estamos explicando.

Como puedes ver un aire acondicionado todo o nada (convencional) sufre más paradas y arranques, lo que equivale a que la temperatura seleccionada tenga más variaciones, sin embargo un sistema inverter al regular su velocidad de funcionamiento consigue una temperatura más estable.

Mejor rendimiento

Este es el caballo de batalla más grandes de las unidades de aire acondicionado inverter, el consumo, el desempeño.

Es evidente que entre las mejoras respecto a las unidades de velocidad fija esta es la más esencial, merced a la electrónica y evidentemente al resto de avances en estos años, una unidad inverter actual es capaz de lograr un factor energético de cinco coma quince que equiparado con un dos con setenta y seis del mismo modelo no inverter es algo a tener en consideración.

Es prácticamente el doble de desempeño y por tanto esto significa la mitad de consumo para hacer exactamente el mismo trabajo y climatizar exactamente la misma estancia, solo por esta razón escoger entre una unidad inverter y una que no lo sea habría de ser una elección simple para cualquiera.

Mayor rango de funcionamiento

Otra de las peculiaridades donde una unidad de aire acondicionado inverter supera de en extremo a una unidad no inverter es en el rango de funcionamiento, sobre todo en bomba de calor.

Una unidad no inverter al llegar la temperatura exterior entre cinco y cero grados comienza a bajar el desempeño de una forma muy brusca, llegando aun a ser ineficaz y también inútil que esta prosiga marchando si baja incluso más la temperatura exterior.

Esto se debe a que al marchar en bomba de calor la unidad exterior o bien condesadora va a estar enfriando y llega un punto en que esta comienza a generar escarcha y acaba por congelarse haciendo imposible el intercambio de calor o bien frío en el exterior, esto se solucionado con el llamado “desescarche” o bien defrost que casi todas las unidades de esta clase disponen.

Con este desescarche lo que hace la unidad de aire acondicionado es mandar a lo largo de unos minutos el calor que debería ir cara la unidad interior para calentar nuestra casa cara la unidad exterior para hacer un “descongelamiento” de esta, perdiendo en el proceso ese calor que habría de estar impulsando en la unidad interior.

Tras esto, la unidad se volverá a poner a marchar de forma normal hasta el próximo desescarche que va a ser pero frecuente y acortado en el tiempo contra más frío y humedad haga en el exterior.

Las unidades inverter no tienen este inconveniente o bien si lo tienen siempre y en todo momento es mucho menos acusado en tanto que la propia electrónica va regulando el flujo del gas a fin de que esto no suceda conforme las mediciones que hagan las sondas de temperatura llegando a marchar hasta -quince grados de temperatura exterior y perdiendo mucho menos desempeño que las unidades de aire acondicionado no inverter.

Existen además de esto unidades inverter singulares para el funcionamiento de hasta menos veinticinco grados de temperatura exterior, dando un desempeño del cien por ciento hasta los menos quince grados como las unidades de Mitsubishi Electric.

Aquí les dejamos un catálogo de aire acondicionado inverter.

Qué es el sistema inverter

A la hora de comprar un equipo de aire acondicionado uno de los puntos más importantes en los que tenemos que fijarnos es en el consumo eléctrico, y lo mejor para estos casos es el sistema inverter.

También hay que decir que para ahorrar en el consumo eléctrico lo ideal es instalar un equipo de aire acondicionado con sistema inverter y con la potencia frigorífica necesaria para cubrir las necesidades de nuestro local, digo esto porque hay mucha gente que por ahorrarse unos euros compra una máquina de menor potencia, y esto a la larga nos sale más caro. Así que antes de nada, lo mejor es que nos aseguremos de la potencia que necesitamos y luego buscar el equipo que más nos convenga.

Un aparato de aire acondicionado con sistema inverter tiene varias ventajas que un equipo convencional no tiene. Menos ruido de la unidad exterior, un rendimiento más alto del compresor y, por supuesto, un consumo eléctrico más bajo.

En qué consiste un A/A inverter

El sistema inverter consiste en un sistema de control electrónico que se utiliza para controlar la velocidad de giro del compresor y con ello la cantidad de gas que es capaz de desplazar, (a más velocidad más cantidad de gas se mueve por el circuito frigorífico y a menor velocidad menos cantidad de gas en movimiento), de esta manera, con el sistema inverter, el compresor adapta su potencia a las necesidades frigoríficas del local o locales con el consiguiente ahorro de energía y esfuerzo mecánico, al no tener tantos arranques y paradas.

Para controlar la velocidad del motor de arrastre del compresor, la placa electrónica varía la frecuencia (sistema inverter) de la red de alimentación (50 Hz) haciendo funcionar al motor desde 5 Hz hasta 50 Hz aproximadamente. Por tanto se puede parcializar la potencia de la unidad exterior desde el 10% hasta el 100% dependiendo de lo que demandan las unidades interiores. Se conoce como primera generación de inverter.

El sistema inverter de segunda generación también actúa subiendo la frecuencia hasta 120 Hz, aumentando la potencia del compresor un 30%. Esta propiedad la empleamos para conseguir en el menor tiempo posible la temperatura de consigna y después actúa como un inverter de primera generación.

Por último te diré que un sistema inverter siempre es más eficiente que un sistema todo o nada, así que si estás pensando en comprarte un aire acondicionado y tu bolsillo te lo permite, te recomiendo que optes por el sistema inverter. Un aire acondicionado con sistema inverter siempre es algo más caro pero a la larga podrás obtener unos buenos ahorros en la factura de la luz.

Consejos para aumentar la eficiencia y reducir el consumo

El consumo eléctrico de nuestros hogares es hoy uno de los puntos más importantes de nuestro día a día. Por mucho que los aparatos eléctricos que tenemos en casa consuman cada vez menos (sean de clase A, inverters, etc…) el precio de la electricidad no para de subir.

Hay mucha gente que piensa que para que nuestro aire acondicionado enfríe más rápido y eche más frío, tenemos que ponerlo al mínimo de temperatura, pero eso es un ¡¡profundo error!!

El aire acondicionado siempre echa la misma temperatura, da igual que lo pongas a 16º o a 30º, lo que ocurre es que cuando la habitación llega a la temperatura que le estamos pidiendo, la máquina se para y deja de echar frío (incluso los equipos inverter). Así que no pongas tu aparato a toda leche porque lo único que conseguirás será gastar más electricidad.

Dicho esto vamos a ir viendo algunos puntos que hacen que ahorrar electricidad en nuestra factura de la luz sea posible.

Trucos para Ahorrar Electricidad

1. Instalar una máquina con la suficiente potencia para cubrir las necesidades de nuestra sala o habitación. Y digo esto porque mucha gente, por ahorrarse unos euros, instala un aire acondicionado de menor potencia y luego eso repercute directamente en el consumo eléctrico, así que si todavía no la has instalado te recomiendo que hagas el correspondiente cálculo de frigorías y compres una con la suficiente potencia frigorífica.

¿Y por qué consume más? pues porque un aire acondicionado cuando alcanza la temperatura que le estamos pidiendo, por ejemplo 25º, el compresor se para, y cuando vuelve a subir la temperatura empieza otra vez a funconar. Si tienes una máquina más pequeña lo más seguro es que no se pare nunca o que tarde mucho más en hacerlo, consumiendo mucha más energía.

2. Limpiar los filtros regularmente y los intercambiadores, además de realizar un buen mantenimiento a tu equipo de A/A.

3. Poner la temperatura a 25º. Aunque esto también depende de cada persona, digo esto porque tú a 25º puede que estés cómodo pero sin embargo yo puedo estar asado de calor. Esto de las temperaturas es muy relativo, aunque sí que es verdad que dependiendo de cómo la usemos el ahorro será mayor o menor. Pero vamos, que ya puestos, en vez de poner un aire acondicionado piénsatelo mejor y si eso puedes poner mejor un ventilador en el techo y se acabó.

4. Mantener siempre que tengamos el aparato encendido todas las puertas y ventanas bien cerradas, de lo contrario entrará aire caliente a la habitación y la máquina no dejará de andar, consumiendo más energía.

5. Aprovechar las primeras horas del día para ventilar la casa y así refrescar, después de esto cerrarlo todo. Puede parecer una tontería pero así conseguiremos bajar la temperatura de la estructura varios grados.

Mitos y verdades sobre el consumo de los equipos

¿Crees que el aire acondicionado es el mayor villano de su factura de electricidad? ¿Sabes que un dispositivo bien instalado y dimensionado correctamente, consume menos energía que su ducha diaria?, por ejemplo.

Hay muchas preguntas de los consumidores sobre el consumo de energía del aire acondicionado, y por eso hemos decidido desvelar los principales mitos y verdades acerca de esto.

  • La instalación no interfiere en el consumo de energía: Si la instalación se realiza correctamente indicada por el fabricante favorece el aparato. Una instalación realizada de manera diferente a la recomendada por el fabricante interfiere con el funcionamiento del mismo consumiendo más energía. (Mito)
  • Hay un tipo de equipo adecuado para cada ambiente:Hay dispositivos adecuados para cada tamaño de entorno, la intensidad, y el flujo de personas. (Verdad)
  • La temperatura no interfiere en el consumo de energía: Mantener el aire acondicionado en la temperatura mínima (enfriamiento) y máximo (calefacción) consume más energía. Mantener la habitación a una temperatura entre 22ºC y 24ºC, evita costes innecesarios de energía y es más adecuado para el cuerpo humano (Mito).
  • La condensadora puede estar en un área cerrada y no influye en el consumo: La unidad exterior tiene que estar en un lugar donde no haya circulación de aire para evitar el retorno del aire de suministro (Mito).
  • El aire acondicionado inverter es más económico: El aparato de inversión de la función como un convertidor de frecuencia, para controlar la velocidad de equipo de compresión. El compresor no se apaga, evitando sobrecargas de voltaje y fluctuaciones en la temperatura (Verdad).
  • Un equipo de más potencia consume más: Un dispositivo con 18000 frigorías consume más energía que una unidad de 12.000 frig., por ejemplo. Pero tenga cuidado ya que el uso de un dispositivo con menos potencia que la indicada aumenta en gran medida su consumo de energía. Así que el tamaño correcto es muy importante (Verdad).
  • Para reducir el consumo de energía lo ideal es apagar el equipoal salir de la habitación: Apagar y encender el equipo demasiado a menudo conduce a un mayor consumo de energía. Si al salir de la habitación por un corto espacio de tiempo apagamos el aire acondicionado estaremos provocando picos de consumo en cada nuevo arranque (Mito).
  • Dejar la ventana abierta con el aire acondicionado conectado aumenta el consumo de energía: Además de consumir más energía, esta omisión puede poner en peligro el aparato. Lo ideal es dejar todas las puertas y ventanas herméticamente cerradas (Verdad).
  • Mantener limpios los filtros evita costes innecesarios de energía: Los filtros sucios impiden la libre circulación de aire, obligando a la unidad a trabajar más duro y por lo tanto, consume más energía (Verdad).
  • Los dispositivos con el sello Procel son más económicos y saludables: El Sello Procel identifica el equipo más económico, de acuerdo con la eficiencia energética que se mide por la CEE (Índice de Eficiencia Energética) y cuanto mayor sea la CEE, más eficiente y económico será el dispositivo. La clasificación se divide en A, B, C, D y E (Verdad).

El aire acondicionado en realidad no tiene que ser el peor villano de las cuentas, sólo tiene que utilizarse de forma adecuada, mantener limpios los filtros y realizar el mantenimiento preventivo.

Pin It on Pinterest

Share This