Si hay un electrodoméstico que ha ahorrado trabajo y tiempo en los hogares, este es la lavadora. Los modelos más novedosos cuentan con un sinfín de prestaciones y funciones que explicaremos más adelante que pueden hacernos dudar a la hora de escoger

Para acertar en la elección de un modelo de lavadora para uso doméstico que satisfaga nuestras necesidades veamos primero las características más importantes que hay que tener en cuenta antes de comprar una lavadora:

1.-El tipo de carga:
En el mercado existen lavadoras de carga frontal y de carga superior.

– Las lavadoras de carga frontal lavan mejor al tener programas de lavado más largos, y son más eficaces ya que centrifugan más agua con lo que la ropa sale más seca. Además se les puede colocar encima una secadora con lo que se ahorra espacio en el hogar.

Como inconvenientes cabe destacar su coste superior y que son más difíciles de llenar y vaciar si se tienen problemas de espalda;

– Las lavadoras de carga superior son algo más económicas, aunque emplean mucha más agua y electricidad. Los modelos actuales están mejorando la función de lavado.

2.-La capacidad de carga:
La capacidad de carga son los kilos de ropa que una lavadora puede lavas en cada lavado.

– Actualmente años existen en el mercado modelos de uso doméstico de gran capacidad de carga, de hasta 8 y 10 Kg. de peso, pero son más caras y consumen más agua y electricidad,

– Conviene elegir un modelo que se ajuste a nuestras necesidades y procurar no realizar lavados a media carga ya que no reducen a la mitad el consumo de agua y electricidad lo que supone un despilfarro de recursos y un aumento en la factura eléctrica,

Tampoco conviene llenar al máximo el tambor ya que la ropa se lava peor y se roza.

3.-La velocidad de centrifugado:
La velocidad de centrifugado es el número de vueltas o revoluciones del tambor por minuto medidas en “rpm”).

– Los modelos en el mercado van desde las 400 a las 1.600 rpm,

– Un mínimo aceptable es de 700 rpm,

– Cuantas más rpm, más seca saldrá la colada pero mayor el precio a pagar.

4.-El consumo de electricidad:

Las lavadoras están sometidas a la normativa de la UE sobre etiqueta energética, que detalla el consumo de electricidad tanto en el lavado como en el centrifugado y el consumo de agua por cada ciclo de lavado.

En la etiqueta se informa del nivel de eficiencia energética del aparato con respecto al tipo estándar mediante una clasificación con letras de la A a la G, siendo la A la más eficiente y respetuosa con el medio ambiente y la G la menos. En Win Star todas nuestra lavadoras tenemos una clasificación tipo A

Aunque los electrodomésticos más eficientes suelen ser más caros, a la larga compensa invertir en ellos por el ahorro de consumo en su vida útil que suele ser de 10 a 15 años.

5.-El número de programas de lavado:
Los modelos actuales ofrecen cada vez más programas y ciclos especiales de lavado en función del tipo de ropa y su grado de suciedad, y cada programa contempla una temperatura y velocidad de centrifugado.

La realidad es que los usuarios acabamos usando dos o tres programas de lavado básicos, con lo cual, se trata de extras que pueden encarecer el producto.

6.-El nivel de ruido:
El ruido de una lavadora, sobre todo en las fases de llenado de agua y finales de centrifugado, viene expresado en decibelios y se indica en la etiqueta energética.

Si eres quisquilloso, ya sabes, elige una lavadora rumorosa.

7.-El tipo de puerta y de filtro:
Muchos fabricantes están desarrollando puertas de amplio diámetro y ángulo de giro, y filtros autolimpiables que hacen la vida más cómoda.

8.-El acabado:
Las tapas de porcelana resisten mejor los arañazos pero son más caras.

El acabado en distintos colores es más atractivo pero encarece el producto y a menudo hay que esperar a que estén disponibles en el establecimiento.

9.-El panel de mandos:
La mayoría de las lavadoras de alta gama incorporan controles electrónicos y pantallas de display LCD (de cristal líquido).

Con todo, si tu presupuesto sólo da para un modelo de gama baja, opta por uno con mandos manuales tradicionales ya que aunque los mandos electrónicos son más vistosos, también son más delicados y caros de reparar.

10.-La seguridad:
La seguridad es otro aspecto importante: elige una lavadora con un sistema de bloqueo automático de la puerta durante el funcionamiento y apertura retardada.

Otras funciones que incluyen los modelos más recientes y que merece la pena tener en cuenta son los sistemas AquaStop o Aqua-Alarm, basados en la instalación de una toma de agua doble y un detector de fugas que bloquea automáticamente la toma de agua en caso de producirse un escape o desbordamiento, protegiendo de posibles inundaciones que, en el peor de los casos, eliminarían el exceso de agua gracias al sistema de seguridad por flotación.

En Win Star tenemos las mejores lavadoras del mercado, le invitamos a conocer nuestros productos, Llega a tu hogar la nueva #LAVADORAWINSTAR#SERIEPLATINUM de carga superior, con la que podrás lucir tanto su diseño exterior como su avanzada tecnología interior, además de cuidar de tu ropa, la dejará más limpia y suave, su diseño moderno y elegante te conquistará por completo!
En tres capacidades 9, 12 y 16 Kg.
Acero Inoxidable, Filtro Auto Limpieza, Display LED, Vidrio Templado, Limpieza Inteligente, Tambor de Acero Inoxidable y Bloqueo Automático.
Consultá con nuestros distribuidores autorizados.

Pin It on Pinterest

Share This